Nací con la intención de ser Platón


Música Clásica

Música Clásica

Algunos creen que “el genio” se hace. Se nace o se es.

Nací con la intención de ser Platón es simplemente un sarcasmo a las aspiraciones de todo ser humano. Esta completamente demostrado que ser un genio o ser el pensador más sorprendente de la historia, el mejor descubridor, el más grande científico o músico, muchas veces discurre en demasía a la capacidad humana de amar, a la ética y a la moral.

Ese poco loco deslumbrante sorprende pero es poco meritorio de la apreciación humana que es amor, sobretodo en las relaciones personales. Este tipo de personas, las que nacieron con la intención de ser Platón, carecen además del genio de aquellos admirados de la gracia y el talento.

En cambio los Platón, los Einstein, los Da Vinci y los que se vayan sumando no son un modelo a seguir, pueden ser altamente admirados por las capacidades que mostraron en nuestro minúsculo mundo pero en nada son comparables o valorables como ejemplo en cuanto a la caridad, amor al prójimo se refiere. Las perfectibles formas que tiene la genialidad por aquellos talentos otorgados apenas nacer y que nos sorprende tener gracias al don.

Einstein y la República de Platón

Einstein y la República de Platón

Ojalá que además del donar esa inteligencia, se dé, sean un arquetipo a seguir en cuánto al amor, y a la manera de ser con los semejantes, en las relaciones interpersonales, incluso tacharseles de ser tan normales que pasan simplemente desapercibidos, sin ninguna manía aparente, cómo vestir siempre con la misma ropa. Traer las uñas sucias y los dientes también. Aparentar no solamente inteligencia, sino además ser firmeza de valores, de apreciaciones, de bondades.

Nací con la intención de ser Platón, para resolver todas las dudas, impregnar otras tantas con mi desazón. Mi ego desmedido.  Soy Platón, porque como él se equivoco y de la sensibilidad paso a la razón para sus ideas, así podríamos ser todos iguales y formar una República, ideas y al final ser grandes profesores.

¿¿¿Pleonasmos???

1…2…3…

Mirror , so what?

Mirror , so what?

2 thoughts on “Nací con la intención de ser Platón

  1. Entiendo perfectamente tu línea argumental y la comparto: el genio, verdadero y escaso se en esos menesteres Otros menores no menos), suele adolecer de demasiadas otras cualidades humanas y excelents; no dejan de ser bichos raros y supongo que debe sufrir de manera brutal. Yo no deseé nunca tener descendencia con cualidad de ser un genio. Me parece mejor un equipamiento más normal, aunque sus puntas de inteligencia deba tener. Igual les debemos demasiado, pero su carga debe ser mortal. Felicidades, Piratita.
    Mi buen abrazo.

  2. Al, querido Al. Les debemos ser valientes y progresar en ese suyo talento otorgado por Dios y en gracia. Su carga es la misma que la de nosotros porque el mundo aunque no lo parece es equilibrado, al menos en definición, influyen las decisiones y el no hacer nada por los semejantes sabiendo poder hacerlo, teniendo acaso la idea o siendo acaso un genio. “Ser normal” esta de más… todos lo somos en diferentes cosas…falta encontrar en que no lo somos y explotarlo, o donarlo. Gracias Al, recibo ese abrazo tuyo.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s