Un día de molestias…


A NADIE le importa

Profundas heridas, se me hace cada día más hondo. No he podido moverme, la exigencia no puedo acabarla. Ya estoy cansada de tanto ajetreo.Todo lo que he hecho es por trabajar, nada es mi intención. Vaya que si he cometido errores, mejor estaría completamente sola, aunque de todas desvalida. No lo soporto.

Siempre hay mejores que yo en algo, nada se me facilita y estoy cansándome incluso de razonar. No puedo conseguir ese avance, ni que me quieran y a mi mamá le guste, siempre llega en el momento más inesperado y por ello sé que no es lo que dice que es. Los días seguirán transcurriendo y a las personas seguirán sin importarles los demás, a mi también me pasará, solo por un plato, porque según aquí no hay nada, pero ¡oh! Ya verán…ahora no me cansaré y cada vez me alejaré y me iré sin ver nada más que mi futuro. No he de preocuparme más, no ha de importarme de nuevo nada, ahora si…Lo grito porque estoy enojada y sobretodo decepcionada, no hay un minúsculo  apoyo a la estúpida de yo. No pude con las tres carreras ¿y qué?

¿A alguien le importo mi frustración? Así es, a nadie, nadie se detuvó unos instantes a ver que pasaba. Y aún así las exigencias aumentaron, ahora sí había pretexto para lapidar mis actitudes. Me molesto más de lo que me puedo dar permiso, quiero hervir en cólera de coraje y desesperación.

¿Confesar? ¡Ya lo hice! He sido muy muy tonta creyendo de aquello que no es para mi. Así lo asumiré. Es tiempo de enfrentar la situación aquella donde estaré sola otra vez, y en la que mejor estar sola que con el montón de dudas, nada pueda convencerme ya. Ni el tiempo, ni el sacrificio, ni nada. Me declaro incompetente de resolver esto, de seguir en este camino, pero no me queda más que asumirlo, no me queda más que soportarlo, tengo que huir de casa, ya no soporto estar aquí, cada día es más difícil, y ya no puedo seguir aquí sin hacer nada más que lo que suelo hacer.

Se me acaba el tiempo, solo tres semanas en las que me di cuenta que no soy tan inteligente, no quiero creer lo que la gente dijo de mi y poco a poco lo voy asumiendo. Pero voy a persistir, lo que siento y se, persistirá, y ya no voy a sentir. No importa como pero voy a tener lo que deseo, ya no me importa a quien me lleve entre las patas. Estoy enojada y ni un lloriqueo o súplica me harán cambiar de opinión sobre lo que voy hacer o quiero lograr.

¿Qué te importa lo que haga?

¿Qué te importa si alguien me gusta o no?

¿Qué te importa si tu no sientes lo que yo cuando me desprecian o cuando me han humillado? Como para soportar de nuevo que pienses que yo tenga la culpa de lo que me han hecho eso. Seguro que si lo merecía y seguro que tendré que pagar lo que digo, pero no ahora, y prefiero disfrutar esta fiereza para lograr lo que quiero YA…

AHORA PORQUE YA ESTOY DESESPERADA, PORQUE YA NO AGUANTO UN DÍA MÁS BAJO PENSAMIENTOS QUE NO ME SON GRATOS.

Extracto: CONTINUARÁ…

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s